Alimentos que contienen vitamina e

Alimentos que contienen vitamina e

Vitamina e para la piel

La mejor manera de obtener las necesidades diarias de vitamina E es consumiendo alimentos. La vitamina E se encuentra en los siguientes alimentos:Fortificado significa que se han añadido vitaminas al alimento. Los productos elaborados a partir de estos alimentos, como la margarina, también contienen vitamina E. Efectos secundarios

El consumo de vitamina E en los alimentos no es arriesgado ni perjudicial. Sin embargo, las dosis elevadas de suplementos de vitamina E (suplementos de alfa-tocoferol) podrían aumentar el riesgo de hemorragias cerebrales (ictus hemorrágico).Los niveles elevados de vitamina E también pueden aumentar el riesgo de defectos de nacimiento. Sin embargo, es necesario investigar más.Una ingesta baja puede provocar anemia hemolítica en los bebés prematuros.Recomendaciones

Las recomendaciones para la vitamina E, así como para otros nutrientes, se recogen en las Ingestas Dietéticas de Referencia (DRI) elaboradas por el Consejo de Alimentación y Nutrición de las Academias Nacionales de Ciencias, Ingeniería y Medicina. Los DRI son un conjunto de ingestas de referencia que se utilizan para planificar y evaluar la ingesta de nutrientes de las personas sanas. Estos valores, que varían en función de la edad y el sexo, incluyen: Cantidad dietética recomendada (RDA): El nivel medio de ingesta diaria que es suficiente para satisfacer las necesidades de nutrientes de casi todas las personas sanas (97% a 98%). Una RDA es un nivel de ingesta basado en pruebas de investigación científica.Ingesta Adecuada (AI): Este nivel se establece cuando no hay suficientes pruebas de investigación científica para desarrollar una RDA. La ingesta dietética de referencia para la vitamina E es la siguiente: Lactantes (IA), niños (CDR), adolescentes y adultos (CDR).

->  Tipos de estructura de un texto

Aguacate

Es posible que haya oído que la vitamina E puede ayudar a proteger contra el cáncer y las enfermedades cardíacas.  ¿Le preocupa no estar consumiendo lo suficiente o necesitar un suplemento?  Siga leyendo para conocer la verdad sobre sus necesidades de vitamina E.

La vitamina E es un potente antioxidante cuya principal función en el organismo es proteger contra el daño celular. La vitamina E también puede desempeñar un papel en el mantenimiento de un sistema inmunitario sano y en la protección contra las enfermedades crónicas, como las cardiopatías y el cáncer.

La vitamina E se encuentra principalmente en los alimentos que contienen grasa.  Algunos ejemplos son los frutos secos, las semillas, el aguacate, los aceites vegetales y el germen de trigo.  Algunas verduras de hoja oscura y el pescado también son fuentes de vitamina E. Utiliza la siguiente tabla para ayudarte a elegir alimentos con vitamina E.

La mayoría de las personas pueden obtener suficiente vitamina E a través de sus elecciones de alimentos.  La vitamina E es una vitamina liposoluble, lo que significa que nuestro cuerpo puede almacenar la vitamina en el hígado para utilizarla en los días en que podamos obtener menos vitamina E de lo habitual.    Las personas que pueden tener problemas para obtener suficiente vitamina E son las que siguen dietas muy bajas en grasas o las que tienen problemas de salud que dificultan la absorción de las grasas.

Col rizada

Es un semimito que comer zanahorias te ayude a ver en la oscuridad. El principal nutriente de la zanahoria, el betacaroteno (responsable del característico color naranja de este tubérculo), es un precursor de la vitamina A y ayuda a tus ojos a adaptarse en condiciones de poca luz. La vitamina A no puede darte superpoderes de visión nocturna ni curar tu dependencia de las lentes de contacto, pero comer una cantidad adecuada favorecerá la salud ocular.

->  Sin amigos a los 30

La vitamina A también estimula la producción y la actividad de los glóbulos blancos, interviene en la remodelación de los huesos, ayuda a mantener sanas las células endoteliales (las que recubren las superficies interiores del cuerpo) y regula el crecimiento y la división de las células, como se necesita para la reproducción.

Las dos formas principales de vitamina A en la dieta humana son la vitamina A preformada (retinol, ésteres de retinilo) y los carotenoides provitamina A, como el betacaroteno, que se convierten en retinol. La vitamina A preformada procede de productos animales, alimentos enriquecidos y suplementos vitamínicos. Los carotenoides se encuentran de forma natural en los alimentos vegetales. Hay otros tipos de carotenoides que se encuentran en los alimentos y que no se convierten en vitamina A, pero que tienen propiedades beneficiosas para la salud; entre ellos están el licopeno, la luteína y la zeaxantina.

Aceite de germen de trigo

La vitamina E es importante para la salud en general. Al igual que el oxígeno hace que una manzana se vuelva marrón al cortarla, también provoca la oxidación y la formación de «radicales libres» en nuestro cuerpo. La vitamina E es nuestra mayor defensa contra los radicales libres, y por eso se la suele denominar antioxidante. Las propiedades antioxidantes de la vitamina E también pueden reducir el riesgo de enfermedades como las cardiopatías y algunos tipos de cáncer.

->  Frases bonita para mi novia

¿Quién necesita más y por qué? Los fumadores son otro grupo de alto riesgo de carencia de vitamina E, ya que fumar destruye fácilmente la vitamina E en los pulmones. También corren el riesgo de sufrir una carencia de vitamina E los adultos que siguen dietas muy bajas en grasas, los que padecen malabsorción de grasas y los bebés prematuros que nacen con pocas reservas de vitamina E.

¿Qué alimentos contienen vitamina E? Las principales fuentes alimentarias de vitamina E son los aceites poliinsaturados (canola, maíz, girasol y soja) y los alimentos que los contienen, como los aguacates, los frutos secos, las semillas, algunas margarinas y el germen de trigo. También hay vitamina E en la carne, el pescado y algunas verduras, como las espinacas y el brócoli, pero en menor cantidad.